8 noviembre, 2018
Author: Jordi Noddings

Agustina Garrigou, defendiendo las imperfecciones.

 

Acabamos de incorporar en MATIZ una nueva colección de la ceramista Agustina Garrigou: Agelas, inspirada en las formas cilíndricas e irregulares  de las plantas acuáticas del mismo nombre que pueblan los mares poco profundos de medio mundo.  Agustina, de origen argentino, y muy ligada al mundo del diseño trabaja en este momento en una obra que busca en las diferentes texturas la combinación de materiales y colores, su medio de expresión. Defiende las imperfecciones y los resultados inesperados.

Las colecciones que realiza pueden ser tanto funcionales como escultóricas y siempre se concretan en piezas únicas que produce de forma limitada

En MATIZ hemos incorporado una colección de estas Agelas.  Jarrones esculturales de diferentes tamaños que expresan toda la creatividad de Agustina y definen perfectamente su forma de trabajar. Texturas, grietas, alternancias de color que proyectan una imagen original e inequívocamente irrepetible. ¿Imperfección? seguramente tan imperfectas como la vida, tan ciertas como el tiempo, tan singulares como ella.

Algunos pensarán que tanta filosofía no cabe en un recipiente. A nosotros nos gusta pensar que  el recipiente es la filosofía.