Inicio / Productos / Asientos

Silla Tolix serie «A» verde, Xavier Pauchard 1934

Descripción del Producto

La silla modelo A se ha convertido en un icono de la estética industrial. Su popularidad inquebrantable desde 1934 ha permitido entrar en las Colecciones del Vitra Design Museum, el MOMA y el Centro Pompidou. Esta silla mítica, elaborado de chapa metálica, ha asegurado que es «solidez a toda prueba, es la ligereza sin igual, es de fácil mantenimiento»

Sin duda el más perdurable de los diseños de Pauchard es la Silla A, que, junto con su Sillón C, fueron seleccionados para equipar el trasatlántico francés  SS Normandie en 1935, considerado a la vanguardia de la tecnología, el lujo y la sofisticación de la época. Después de cruzar el Atlántico 132 veces,  y tras un importante fracaso comercial la nave pasó a manos de los EE.UU. para convertirse en un buque de la marina y luego quemado en la bahía de Nueva York en un supuesto sabotaje de la mafia…

Pero esa es otra historia.


Época

El art déco fue un estilo propio de las artes decorativas desarrollado en el periodo de entreguerras, entre 1920 y 1939 en Europa y América. Alcanzó su máximo esplendor en la Exposición Internacional de Artes Decorativas de París de 1925, aunque su influencia se extendió en muchos países hasta la década de los 50.artdec1 El art déco se caracteriza por la profusión ornamental, el lujo de los materiales y el frecuente recurso a motivos geométricos y vegetales. Como síntesis se puede decir que el Art Déco ante todo buscó la decoración por encima de la funcionalidad.

Después de la Exposición Universal de 1900 de París, varios artistas franceses (Hector Guimard, Eugène Grasset, Raoul Lachenal, Paul Follot, Maurice Dufrene y Emile Decour) formaron un colectivo formal dedicado a las artes decorativas de vanguardia. En 1925 organizaron la Exposition Internationale des Arts Décoratifs et Industriels Modernes en París, y se llamaron a sí mismos los modernos; en realidad, el término art déco se acuñó en la retrospectiva titulada “Les Annés 25″, llevada a cabo en París en el Musée des Arts Décoratifs del 3 de marzo al 16 de mayo de 1966 , El término es por lo tanto un apócope de la palabra francesa décoratif.

Este movimiento es, en un sentido, una amalgama de muchos estilos y movimientos diversos de principios del siglo XX y, a diferencia del art nouveau, se inspira en las Primeras Vanguardias.

Las influencias provienen del constructivismo, cubismo, futurismo, del propio art nouveau, del que evoluciona, y también del estilo racionalista de la escuela Bauhaus. Los progresivos descubrimientos arqueológicos en el Antiguo Egipto marcaron asimismo su impronta en ciertas líneas duras y la solidez de las formas del art déco, afín a la monumentalidad y elementos de fuerte presencia en sus composiciones. La industrialización y el culto a la máquina queda reflejado en el art-déco. Este estilo utilizo las innovaciones de los tiempos para plasmar sus líneas arodinámicas, producto de la aviación moderna, iluminación eléctrica, la radio, el revestimiento marino y los rascacielos. Estas influencias del diseño se expresaron en formas fraccionadas, cristalinas, con presencia de bloques cubistas o rectángulos y el uso de la simetría. El color se nutrió de las experiencias del fauvismo; trapezoides, facetamientos, zigzags y una importante geometrización de las formas son comunes al art déco.

Diseñador

Xavier Pauchard (1880-1948) nació en la región boscosa de Morvan en la Borgoña, Francesa, y comenzó su carrera como techador y trabajador de zinc al igual que su padre y su abuelo antes que él. Es irónico que un joven que creció rodeado de bosques de pinos en una zona con una industria maderera próspera pasara a convertirse en el primer fabricante de los productos nacionales de acero galvanizado en Francia.

Poco después de la Primera Guerra Mundial, creó una empresa de fabricación de artículos domesicos fabricados en chapa de hierro galvanizada, que hasta ese momento encarnaban la visión del confort en el hogar. El proceso de galvanización de Pauchard consistía en tomar hierro o acero y sumergirlo en zinc fundido para crear una capa externa muy resistente que es casi totalmente impermeable a la degradación En 1927 registró la marca TOLIX al mismo tiempo que se centraba en la producción de sillas, sillones, taburetes y muebles de metal.Los diferentes modelos (a prueba de herrumbre, robustos y apilables) concebidos por Xavier Pauchard encontraron su lugar directamente dentro de las fábricas, las oficinas y los hospitales, así como fuera, en las terrazas de los cafés y en los parques públicos.

. “Uno no puede describir Pauchard como arquitecto, diseñador o artista”, dice el historiador de arte francés Serge Lemoine, “porque era ninguno de ellos; él era simplemente un fabricante, que hizo artículos prácticos que vender. Fue capaz de escuchar al mercado, y para responder a el “.

Pauchard también creo la marca LA MOUETTE a finales de los 50, donde fabricaban muebles para niños.Cuando le sucedió su hijo Jean al frente de Tolix, la fabrica contaba ya con 80 trabajadores y producían cerca de 60.000 unidades de sillas anuales. La compañía permaneció en la familia hasta 2004, cuando tras comprarla Chantal Andriot, se hizo cargo la reactivación y expansión de la marca.

Silla Tolix serie «A» verde, Xavier Pauchard 1934

Silla totalmente original.
Color verde.
Rastros de capas de pintura superpuesta a lo largo de los años.
Precio unitario
Dos udes. disponibles en este color.

¿Te interesa este producto?
Contacta con nosotros

Productos relacionados